Recorrido medieval por Caceres

Cáceres es una ciudad que vivió la época del renacimiento y ha logrado mantener gran parte de sus edificaciones con dicho estilo; parece haber quedado congelada en el tiempo y por ello fue declarada como Patrimonio de la Humanidad. Es buena idea viajar en vehículo propio por múltiples ventajas, como por ejemplo puede hacer una ruta desde allí a Madrid o viceversa, y durante alguno de esos trayectos conocer Talavera de la Reina, Trujillo, Navalmoral de la Mata, entre otras localidades.

Cómo recorrer la ciudad

Cada ciudad y pueblo tiene su toque único, tal es el caso de Cáceres en la cual son muy marcadas las remembranzas medievales romanas, musulmanas y judías; lo que hace que al recorrerla se sienta como viajar en el tiempo. Para ingresar al casco histórico deberá estacionar el coche en alguna área fuera de él, debido a que el tráfico vehicular está prohibido por lo pequeñas y laberínticas de sus calles.

Desde la plaza mayor se comienzan a notar los vestigios árabes y medievales de algunas de las estructuras, como la Torre de la Yerba que se alza como protagonista. A partir de este punto tiene dos rutas, una subiendo las escalinatas hasta cruzar el Arco de las Estrellas, la Torre de los Púlpitos y el Ayuntamiento de Cáceres, y la otra, siguiendo hacia el lado derecho del Ayuntamiento que conduce a la calle comercial Pintores.

En la calle antes mencionada puede adquirir diferentes productos propios de Extremadura. Entre los más destacados están: los embutidos, el queso Torta del Casar, el licor de cereza, moras, bellotas o el de avellanas; y no estaría completo el viaje si no prueba alguno de los pasteles o galletas de los conventos.

Por la ruta del lado derecho se consigue el Paseo de Cánovas, conformado por una larga alameda con quioscos, tiendas, hoteles, fuentes y árboles. Durante el día es el sitio perfecto para refrescarse con un helado, y de noche es el punto de encuentro ideal para empezar la ruta nocturna por los bares. En la ciudad abundan los paseos y parques, siendo el más joven y mayormente visitado El Rodeo.

Dicha zona recreativa tiene un gran estanque y fuente central, con instalaciones deportivas, parque infantil y pista de patinaje, es un buen lugar para pasar un rato ameno y tomar un breve descanso. Incluso, será difícil decidir qué ver al momento y qué dejar para otra ocasión.

Lo que sí debe tener por seguro, es no dejar pasar el mantenimiento oportuno de su automóvil, eso le permite alargar su vida útil; no obstante, si la falla que presente es muy compleja o cara, considere vender coche desguace madrid. En línea podrá cotizarlo y obtener una remuneración justa, incluso hay empresas que aceptan vehículos siniestrados o con cualquier tipo de averías.